Precios de los cauchos obligan a conductores “andar a pie”

venezolanos-a-pie-696x522

14/11/2017

Adquirir cualquier cosa en Venezuela es una odisea, ya sea por la escasez o los inflacionarios precios. Gracias a las fallidas políticas del Gobierno de Maduro, el país quien mantiene una crisis económica, social y política incontrolable, ha ocasionado que el ciudadano sea tres veces más pobre. A pesar de los aumentos y supuestos bonos, comprar alimentos, bienes y servicios es cada vez más imposible.

Fuente: El Nacional

Para aquellos venezolanos que lograron tener su carrito antes de la crisis, ahora se enfrentan con la falta de repuestos y los altísimos precios de los cauchos. El costo de este último puede incluso quintuplicar el ingreso de un trabajador.

La lista de los precios de cauchos es variada, pues cada costo dependerá de las medidas y marcas que disponga el vendedor. Pero a precio generales, un caucho puede costar desde los Bs. 1.500.000 hasta los Bs. 5.000.000.

“No se puede”

Un conductor requiere cambiar al menos dos cauchos. Y esto por el desgaste diario aunado a las pésimas condiciones en las que se encuentran las vías. “Si el dólar no se mantiene los proveedores nos dan un precio hoy y otro mañana para cauchos nuevo (…) Ahorita todo es casi lo mismo; tanto los nacionales como los importados está carísimos”, declaró un vendedor.

Asimismo, enfatizó que hasta que el Gobierno no controle el índice inflacionario, los precios continuarán subiendo. Haciéndose cada vez más impagable.

¿Vender o rodar a punta de chiva?

Aunque los venezolanos se las ingenian para estirar la vida de sus cauchos y buscando opciones más económicas como una chiva (un caucho usado pero que aún le puede quedar vida). Los comerciantes de las famosas caucheras han aseverado que hasta en eso, las ventas se han paralizado.

“La gente prefiere no sacar el carro o venderlo, porque tampoco es que hay garantía que el caucho te va a durar bastante, porque no es lo mismo usado que nuevo “, aseveró un vendedor. Quien al tiempo añadió que los precios de estos cauchos usados rondan los Bs. 150.000 y hasta Bs. 400.000 (dependiendo del estado del caucho).

Por otra parte, otro experto en remendar cauchos indicó que los ciudadanos también les pega en el bolsillo comprar una tripa y la “vulcanización”, donde dicho proceso puede costar hasta unos Bs. 500.000 ” y no todos disponen de esa cantidad”.

Taxistas, motorizados, transportistas y conductores que se trasladan diariamente, padecen las mil y un penurias en lo que respecta a mantener su vehículo. Pues además de lo prescindible que son los cauchos, los repuestos y mantenimientos que estos requieren “tampoco están económicos”.